• MJ Mora-Rey

La educación.

Actualizado: may 13


La educación.

Hoy me voy a centrar en la #educación como padres y madres. Cuando hablamos de educar a nuestros hijos e hijas, parece que hablamos todos de lo mismo. Nada más lejano de la realidad.


Podemos hablar de la educación autoritaria: Si haces X yo te haré Y. Si no comes verdura, no hay chocolate. Cuando descubren que pueden comer chocolate sin comer verdura ¿Qué pensarán? Si nuestro funcionamiento es únicamente el premio y el castigo, cuando ambos hechos ya no estén en nuestro ámbito de actuación, ¿Qué habrán aprendido?


Sin intención, se está estableciendo una pauta de valores contraria a la que queremos, premiamos con algo deseable y el objetivo es un mal necesario. (Te compro un videojuego si estudias.)


La autoridad no educa. La autoridad adiestra, impone, ordena, amenaza. No se crea criterio propio, ni se siembra para un desarrollo personal como elección.


O podemos hablar de la educación motivacional: Si haces X lo más probable es Y. Permites que los hijos/as se equivoquen, se responsabilicen. Y puede pasar que se piense que la consecuencia puede ser muy grave, hay ocasiones para ello, entonces pasaremos en estos momentos al recurso de cuidar. Sin embargo, si únicamente nuestro objetivo es cuidar, no estamos educando. Si solo cuidamos, no aprenden.


#Educar es #motivar. Motivar a #aprender, a #respetar, a #comprender, a #amar, a #quererse, a ser #feliz, a ser #curioso, a #conocer. Como padres y madres lo bonito es guiar, enseñar, acompañar.


Educar con autoridad genera hijos e hijas exigentes, obedientes, competitivos. Educar de forma motivadora genera hijos e hijas con alas y raíces.

Como #padres y #madres es nuestra responsabilidad decidir que esfuerzo nos vamos a requerir en la educación hacia nuestros hijos. Que valores y líneas de actuación seguiremos para que ellos crezcan como personas y, por ende, como parte de una sociedad en la que van a vivir.


Es una elección que conlleva decidir cómo queremos convivir con nuestros hijos e hijas. Repercutirá sin duda en como convivirán ellos en un futuro con nosotros, sus padres y madres, cuando crezcan, cuando se independicen. Como serán con sus abuelos y abuelas. Como se interrelacionaran en el trabajo, con los amigos.


Influimos más de lo que pensamos en nuestros hijos e hijas, Hagamos o no hagamos, influimos. Es una gran responsabilidad ser padres y madres. Un reto que nos hace aprender día a día no solo de nosotros mismos sino de ellos y ellas. Son fuente de inspiración, esfuerzo y crecimiento.


MJ Mora-Rey | #Coaching

Personal Coach

ContactO

Madrid, España

​​

Telf.: +34.636.88.75.28

info@morareycoaching.com

  • LinkedIn Mora-Rey Coaching
  • Facebook Mora-Rey Coaching
  • Twitter Mora-Rey Coaching
  • YouTube Mora-Rey Coaching